La terapia con estatinas reduce la incidencia de episodios coronarios y de accidente cerebrovascular
Beneficios de la terapia con estatinas
El tratamiento con estatinas para la reducción LDL Colesterol disminuye la incidencia de episodios coronarios y de accidente cerebrovascular

SIIC
Revisión
(The Lancet, 2005) –
The Lancet publicó en Internet un metaanálisis que señala que cuanto mayor es la reducción del colesterol asociado a lipoproteínas de baja densidad (LDL) logrado mediante el tratamiento con estatinas, mayor es la reducción en la incidencia de los episodios coronarios graves, la revascularización coronaria y el accidente cerebrovascular.

De acuerdo con el autor de aquella publicación, los objetivos de un tratamiento con estatinas deberían consistir en la reducción sustancial y absoluta del LDLc. Los resultados de algunos estudios aleatorizados previos demostraron que, en determinados pacientes, las estatinas reducirían la incidencia de enfermedad coronaria en forma significativa. No obstante, aún persisten algunas incertidumbres respecto de sus efectos sobre la mortalidad y ciertas enfermedades graves. Además, algunos ensayos sugieren que las estatinas incrementan el riesgo para determinados tipos de cáncer.

En el primer metaanálisis de esta clase, Colin Baigent y colaboradores –del Clinical Trial Service Unit de la Universidad de Oxford– y Anthony Keech y colaboradores –del NHMRC Clinical Trials Centre de Sydney– combinaron los datos provenientes de 14 ensayos aleatorizados sobre estatinas, que comprendieron 9 000 pacientes. Estos investigadores afirmaron que la terapia con estatinas disminuiría la incidencia de los episodios coronarios graves y del accidente cerebrovascular a los 5 años, en una proporción de alrededor de un quinto cada 1 mmol/l de LDLc reducido, independientemente de los niveles de colesterol del paciente previos al tratamiento y de cualquier otra de sus características.

El doctor Baigent afirmó que “los beneficios absolutos se incrementaron con el tratamiento ininterrumpido, y el tratamiento produjo una clara reducción de la mortalidad por todas las causas. No se presentaron indicios de que un descenso del LDLc en 1 mmol/l, por el tratamiento con estatinas durante 5 años se relacionara con el incremento del riesgo de ningún tipo específico de cáncer”.

El profesor Keech manifestó que “en diversas circunstancias, la adhesión total a los regímenes terapéuticos con estatinas puede reducir el LDLc hasta 1 a 5 mmol/l; por lo tanto, podría esperarse una reducción de la incidencia de episodios vasculares graves de alrededor de un tercio.

Asegurar que los pacientes con alto riesgo de desarrollo de cualquier tipo de episodio vascular oclusivo grave dentro de los 5 años puedan alcanzar y mantener una reducción sustancial de sus niveles de LDLc resultaría en importantes beneficios clínicos y para los sistemas de salud”.

SIIC